Película #5 — En un Mundo Mejor

Portada de la película, y como no, fardando de sus premios.

Película #5: En un Mundo Mejor.

Nombre original: Hævnen/Civilization/In a Better World.

Año: 2010

Director: Susanne Bier.

Reparto: Mikael Persbrandt, Trine Dyrholm, Ulrich Thomsen, William Jøhnk Nielsen, Markus Rygaard, Bodil Jørgensen.

Duración: 110 min. Con créditos incluidos, 153 minutos.

Categoría: Drama, África.

Tema: Contexto de la vida, problemas matrimoniales, abuso escolar, depresión… vamos, lo ” típico ” que se pasa en la vida, por decirlo de alguna manera.

Recomendada por: Demy.

Yo en un principio, no tenía ni que estar aquí haciendo una crítica… pero por cosas de la vida, perdí una apuesta con mi querido Narrador ( creador del blog ), y me tocó al azar esta película para ver, recomendada por Demy, y ahora me toca criticarla. No soy mucho de críticas de películas, pero, veremos qué tal se me da, hay que expandirse en el mundo de las críticas (?).

Esta película de la que voy a hablar, ha ganado el Globo de Oro a ” mejor película extranjera “, a lo que también, fue nominada a los Oscar como ” mejor película extranjera “. Os estaréis preguntando si la película con semejantes premios que tiene, debe ser la leche, pues bien, no puedo estar más de acuerdo, eso sin duda, aunque por mi mas sincera opinión, la veo mas del montón, ¿por qué? tenéis que leer la crítica, por supuesto.

" Oye, ¿y si le pedimos que esa tía se acerque? pero la llamas tú ". Estos niños de hoy en día...

La película tiene un comienzo la mar de curioso, ves a un hombre, ataviado con ropas de médico, y se dedica a curar a los enfermos de un campo de refugiados en la más lejana y calurosa África, donde añadir, que además están en guerra. Sí, esto de curioso no tiene nada ¿no? lo curioso viene ahora, o mas bien, bestia. A los pocos minutos del filme, te encuentras que dos refugiados, traen en una camilla improvisada, a una mujer joven, donde tiene una herida de cuchillo, y esa herida resulta ser, su estómago abierto. A mí la verdad, que estas cosas no me gustan nada, fue verlo y me quedé horrorizada, debí de haberlo pensado por un momento, que esto es África y pasan estas cosas, pero no, no lo pensé (a los que le gusta la sangre y bla bla, o sea gente delicada, no se ve gran cosa, pero lo suficiente para horrorizarte y apenarte por la pobre mujer). Nuestro querido médico, no es nada mas y nada menos que, Anton (Mikael Persbrandt, que curiosamente, va a salir en la película del ” Hobbit “), un padre de dos hijos, que deja a ellos y a su mujer, Marianne (Trine Dyrholm) solos en su querida Dinamarca, para poder ayudar a estos pobres refugiados.

En un principio pensé, que la película seria en su totalidad sobre África, ya sabéis, la típica película del típico médico que se queda en el país a ayudar en lo posible a la gente africana y se tira así todo el film… pues no, equivocada que estaba, ya que, al avanzar la cinta, nos encontramos en un funeral, y a un chaval, narrando una precioso escrito por la muerte de alguien querido. Este chaval, de nombre Christian (William Jøhnk Nielsen), nos enteramos en pocas escenas, que ese funeral era el de su madre. Al poco vemos que Christian y a su padre, Claus (SÍ, SE LLAMA CLAUS, interpretado por Ulrich Thomsen, que curiosamente, aparece en la serie americana, Fringe, aunque a mí no me suena) se van a vivir, junto con la madre de este, en una grandiosa y preciosa casa.

Una cosa debo añadir, la madre de Claus, padre de Christian (Bodil Jørgensen), es el personaje que menos me ha gustado de la película, por no decir, que apenas tiene aparición, solo para enseñar la casa, dar abrazos y a tomar por saco, genial.

" Holaaa chatoooo, no salgo apenas en la película, solo estoy de relleno ".

Al avanzar la película, vemos como se va desarrollando el filme, de un campo de refugiados a la vida escolar del ” buenazo ” de Christian, donde, el chaval, al vivir en su nueva casa, asiste a la escuela y ve a un chico que es maltratado por otros del mismo instituto, al que ellos le ponen el precioso mote, ” Cara de rata “. En si la relación entre Christian y Elías (Cara de Rata, interpretado por Markus Rygaard) se va estrechando poco a poco, donde, digamos que florece en la parte en donde, al salir del instituto, Elías coge su bicicleta donde a esta la han quitado las bombas. Al poco vemos que nuestro maravilloso Christian, muy majo el, birla las bombas de otra bicicleta para dárselas a Elías, y como no, tienen que dar por saco los idiotas de turno, sí, los que le estaban molestando antes el pobre de Elías. Ese grupo de chavales donde uno de ellos, porta una preciosa pelota de baloncesto (muy bien cuidada, por cierto), en donde se ve que una vez molestan a Elías de nuevo, Christian lo protege, a lo que este se lleva un balonazo en toda la jeta.

Quiero hablar de este punto en concreto porque, me entró algo de risa, y es que, una vez que Christian se recupera de forma breve del golpe causado por ese objeto redondo de color naranja, vuelve a su casa, y le vemos jugando al pc ( creo que jugaba al Counter Strike ), llega su padre y, en un rápido reflejo, el padre se fija en el cuello de la camisa del chaval donde, casualmente dice ” esto es sangre “, a lo que yo vi que no había NI PIZCA de sangre alguna, y lo mejor de todo, cuando alguien se lleva un balonazo en toda la cara, lo más normal es que la nariz esté hinchada ¿no? pues no, a nuestro querido amigo Christian, tiene la nariz como nueva, sin un rasguño y sin nada, poco realismo, a lo que mas tarde en el filme, eso cambia.

" Espero no ver a mas mujeres con el estómago abierto ".

Hay muchas cosas que me han gustado de la película y una de ellas ha sido, la magnífica interpretación de Christian. Hay niños actores que lo hacen de pena, pero este chaval, lo hace realmente bien. La depresión de perder a una madre, la rabia que se siente y que lo paga con la violencia, las cosas le importan ya mas bien poco… es sencillamente, perfecta su interpretación, tanto, que llegas en un momento de la película incluso, a decirle ” eres imbécil niñato ” o las ganas de pegarle una bofetada por las chorradas que hace en todo el film.

Otra de las cosas que me ha gustado de la película, es el dramatismo que tiene, como plasma las cosas que pasan en la vida de mucha gente, abusos escolares, decisiones precipitadas, situaciones que en el momento, no se sabe porque lo haces y llegas a mentir por protegerte, los problemas del matrimonio, como afecta sobre ellos a tu familia, la depresión de la muerte de un ser querido, dejarte llevar por las decisiones de otros, las locuras que se hace por ello, a tal punto de hacer una bomba casera porque lo leen en internet (sí, nuestros chavales crean una bomba casera, BIBAH HINTERNET), aunque tienen una razón de peso… bueno, casi de peso.

Pocas cosas me han desagradado de la película, aunque unas de ellas ya las he nombrado anteriormente, quiero citar unas pocas mas, y son, la poca seguridad de los colegios en Dinamarca, ¿como cojones puede colar un chaval un cuchillo, y después lo esconde en un tubo? y encima después viene la policía, y no registran ni el colegio ni nada, QUE BIEN TRABAJAN EL SERVICIO DE LA LEY. Otra de las cosas, es cómo narices dejan en un garaje, unos cohetes llenos de pólvora, al alcance de los niños, cuando en esa parte de la película, aunque el padre de Christian no esté (se fue de viaje si mal no recuerdo), estaba la abuela de este Y NO SE PASABA NI UNA VEZ A MIRAR QUE HACÍAN, que casualidad, vaya. Y sobretodo la guinda del pastel, la escena sobrante de sexo, sí, aunque sea breve, hay escena de sexo, que no pinta nada en una película como esta, al menos, en mi humilde opinión.

" Oye, ¿no son esos tus padres dándose el lote? ".

Me ha gustado bastante la película, aunque, tenga ” partes tontas “, pero son aguantables. Recomiendo mucho verla, y más para los amantes del drama, esta seguro que no os decepciona. Y sobretodo, enseña un montón de cosas y con moraleja en todo el film.

Mejor escena: La escena en donde Anton, demuestra que la violencia y la gente que usa esta, no valen la pena. Magnífica escena y que enseña mucho, además.

Peor escena: Ver a una mujer con el estómago abierto no es algo agradable de visualizar…

Escena más impactante: Donde Elías salva a una mujer y a su hija de ser heridas por la bomba que él y Christian hicieron.

Mejor actor: Sin duda la de William Jøhnk Nielsen, su papel es impresionante y el nivel de interpretación altísimo para ser tan solo un chaval.

Peor actor:  Bodil Jørgensen, no custiono su interpretación pero… para que rayos pones a una abuela si no aporta nada en el film, no se porque ha salido, solo para hacer bulto.

Clasificación: Muy buena, recomendable para la gente que adora el drama y parte del continente Africano.

Nivel de bazofia: 0/10.

¿Me ha inspirado?: Tal vez un poco. Ver películas en donde hablan de la vida de esta manera, te inspira en que los personajes que crees te extendas mucho más en su personalidad y en ciertas cosas, así que, sí, algo me ha inspirado.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Las cosas de Saku, Película analizalida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s